Saltear al contenido principal

El gas licuado puede ahorrar a Europa 184 millones de toneladas de CO2

La transición a un sistema energético más compatible con los objetivos estratégicos y ambientales de la UE pasa por duplicar la cuota del GLP en la Europa “fuera de la red” antes de 2030. Estas son las previsiones recogidas en la hoja de ruta de la industria europea del gas licuado, que también incorpora estimaciones sobre los beneficios de esta implementación: evitar la emisión de 184 millones de toneladas de C02, una mejora del 7% en la eficiencia energética global del sector residencial europeo y un aumento del 2% en el uso de la energía solar y geotérmica. AOGLP ha presentado hoy en Madrid la versión en español del informe “Más allá de la Red de Gas”, un alegato a favor de las cualidades inherentes al gas licuado (GLP): (sostenibilidad, eficiencia, disponibilidad y limpieza) y de su crecimiento en el mix energético del sector residencial europeo, especialmente en aquellos hogares sin cobertura por parte de la red de gas natural.

La Europa fuera de la red, es decir, aquella a la que no llega el tubo del gas natural, está formada por 40,7 millones de hogares (más de 4 millones españoles) que constituyen el segmento del sistema energético residencial más contaminante y menos eficiente. De hecho, en 2010 estos hogares generaron 82 millones de toneladas de emisiones de CO2. Actualmente, el GLP satisface el 17,4% de la demanda energética de estos hogares, lo que supone el equivalente a 8,8 millones de toneladas de petróleo.

Fuente: Intereconomía

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Volver arriba